viernes, 20 de abril de 2012

Alex y Saúl (8)

Era la hora del recreo.

Gloria estaba en el cielo, tanto que no escuchaba la conversación de sus amigas, físicamente estaba con ellas pero su mente estaba con su querido Saúl.

El se le había acercado el otro día y le había pedido consejo para declarársele "a alguien" era tan tierno como no se atrevía a pedírselo directamente, ella no se iba a negar, después de todo se conocían desde que comenzaron en el colegio hace ya casi dos años y habían sido amigos desde entonces. Y no fue la única vez que se le acercó para pedirle consejo y apenas ayer le había dicho que se lo pediría formalmente que salieran juntos a esa "persona especial" así que era cuestión de tiempo para que fueran oficialmente novios. Gloria y Saúl, sonaba bonito.

Sintió que María le daba un codazo.

-Gloria, mira quien viene por ahí –Señaló disimuladamente a Saúl que se dirigía directo a Gloria.

Saúl oía las risitas de las chicas mientras se acercaba, tenía que decirle algo importante a Gloria y esperaba que aceptara. Las chicas se fueron, dejando sola a Gloria para que pudiera hablar tranquilamente con su pretendiente.

-Hola Saúl –Este era el momento, Gloria lo presentía.

-Hola Gloria –Explicarle no iba a ser fácil, pero sabía que aceptaría.

-¿Ya te decidiste a declararte a esa "persona especial"?

-Sí, de eso quería hablar contigo, veras yo…

-¡Saúl! –Era Alex quien lo llamaba.

-Perdón, me tengo que ir  ¿te parece si hablamos luego?

-Sí, claro, nos vemos a la salida - Gloria maldecía al enano ese, ¿Por qué tenía que aparecer justo ahora que Saúl estaba por declarársele? Vio como se alejaban juntos, si no fuera por que Alex era un chico sentiría celos.

2 comentarios: